Podemos exige a Sanidad que cumpla con la integración del Hospital Insular de Lanzarote en el SCS

GP Podemos Canarias Grupo Podemos ParCan

El Grupo Parlamentario Podemos ha exigido al consejero de Sanidad del Gobierno de Canarias que culmine la integración del Hospital Insular de Lanzarote en el Servicio Canario de Salud, que estaba prevista para 2016 y que aún no se ha realizado. La diputada María del Río le ha recordado a Juan Manuel Baltar que en 2015 el Cabildo de Lanzarote y el Gobierno de Canarias firmaron un documento en el que se planificaba esa integración, “que una vez más ha vuelto a incumplirse”.

Del Río considera que la historia del Hospital Insular de Lanzarote “es la historia interminable de las promesas por cumplir”. “El centro -insiste la diputada- parece estar en un limbo entre un Gobierno de Canarias que incumple sistemáticamente y un Cabildo que mira hacia otro lado; los unos por los otros, y la casa sin barrer”.

Desde Podemos se recuerda que el Hospital Insular de Lanzarote existe desde 1950, que es un centro esencial en el sistema sanitario de la isla y que en las últimas décadas ha orientado su actividad hacia la asistencia geriátrica. “Por eso nos preocupa tanto la deriva que está tomando este magnífico hospital, abandonado a su suerte, sin cubrir las plazas vacantes, y que empiezan a privatizar a cachitos, como han hecho ya con una parte de la limpieza de la cocina, la parte de la lavandería, etc”.

La diputada de Podemos por la isla de Lanzarote cree que esta desidia del Ejecutivo con respecto a este centro “es un claro ejemplo del trato desigual que el Gobierno de Canarias tiene con la isla en materia sanitaria”. Por ello, le ha insistido a Baltar que detalle cuáles son los planes reales que tiene para el hospital “porque después de la firma de 2015 se celebraron muchas reuniones de trabajo y se acordó un nuevo plan funcional que contemplaba una remodelación del centro, además de nuevos servicios por parte del Servicio Canario de Salud, que no se han materializado”.

No es de recibo -añade Del Río- que nadie se ocupe de la urgente rehabilitación que necesita el edificio, pero también es una vergüenza que el equipo de profesionales que lo conforman, muy bien cualificados y de reconocido prestigio, sea discriminado con respecto al personal del Servicio Canario de Salud, al tener salarios más bajos y al no poder acceder a la formación”.

La diputada insiste en que además estos profesionales se enfrentan a peores condiciones laborales porque “es bochornoso que se les impida acceder al Sistema Informático Drago, dificultando por tanto la correcta atención al paciente, y que sigan trabajando con papel, al estilo decimonónico”.

Del Río ha insistido en que hay que buscar una solución razonable y urgente para el Hospital Insular de Lanzarote “porque este centro es fundamental para la ciudadanía de isla y un orgullo para toda Canarias”.